Seleccionar página

Lo más común es pensar que el tráfico pagado es costoso, sin embargo, el monto a invertir dependerá de los objetivos de la campaña y el presupuesto disponible.

Dicho esto, los resultados y el tiempo que ha estado tu anuncio activo son proporcionales al monto invertido. Cuando configuras tu campaña, eliges cuánto y cómo vas a pagar. Hay dos formas principales:

  • Costo por Clic (CPC): en esta opción, pagas cada vez que una persona hace clic en tu anuncio. También puedes establecer un presupuesto máximo, y la campaña se ejecutará hasta que la suma de los clics alcance el límite definido.
  • Costo por Mil impresiones (CPM): Aquí, se te cobra cada vez que 1 000 personas ven tu anuncio

 

Si estás usando Google Ads, cuentas con diversas herramientas para monitorear y optimizar el desempeño de tus campañas. La principal es Google Analytics.

El tráfico pagado puede generar resultados más rápidos en el comercio electrónico

Además de la agilidad, el tráfico pagado también aumenta las posibilidades de ventas. Para que te hagas una idea, el 50% de las personas que llegan al sitio web de un minorista a través de anuncios pagados tienen más probabilidades de comprar que aquellos que llegaron a través de un enlace orgánico.

Beneficios de invertir en tráfico pagado

  • Mayor probabilidad de conversión:
    La posibilidad de conversión es mayor porque llega a un mayor número de personas. Con la personalización de los anuncios, la estrategia puede llegar a los usuarios adecuados que puedan estar interesados ​​en tu producto o servicio.
  • Es posible adaptar la campaña al presupuesto:
    Incluso si tienes un presupuesto bajo, puedes comenzar con el tráfico, para adaptar el presupuesto con el tiempo e invertir una cantidad mayor. Además, es posible programar la campaña para que se ejecute hasta el final del crédito disponible.
  • Puede monitorear el rendimiento:
    Para saber si los resultados son satisfactorios y realizar posibles cambios, es necesario monitorear los datos que las plataformas ponen a su disposición. Con esta información es posible saber si el usuario se está adhiriendo o no a la propuesta que tu empresa está ofreciendo
  • Prospectar nuevos clientes:
    A través del tráfico pago, aumenta el alcance de la marca, lo que también refleja una mayor posibilidad de prospectar nuevos clientes. Algunas personas tendrán contacto con la marca por primera vez cuando vean el anuncio en una red social o en Google, por ejemplo.

A partir de ahí, los nuevos usuarios tienden a investigar más sobre la empresa y lo que ofrece.

error: Content is protected !!